Una flor que nace entre las cenizas podría darnos pistas para salvar los bosques

Artículos

Por Andrea Flores

Algunas flores pueden emerger de la tierra incluso después de un incendio, como la Echinacea angustifolia, una planta típica del norte de Estados Unidos. 

Un reciente estudio publicado en Proceeding of the National Academy of Sciences reveló el efecto que tiene el fuego en la reproducción de esta planta, también conocida como ‘flor de cono púrpura’.

La flor que nace de las cenizas

La investigación, realizada por el Instituto Negaunee de Chicago, consistió en establecer un terreno con 778 especímenes de la Echinacea.

A lo largo de 21 años, los científicos sometieron el plantío a diversos periodos de quemado durante primavera para observar cómo se reproducían las plantas tras el contacto con el fuego.

El resultado arrojó que, luego de verse afectadas por un incendio, las ‘flores de cono púrpura’ pueden aumentar su capacidad de reproducción de semillas, siempre y cuando se encuentren en grandes grupos. 

Las raíces de las Echinaceas, en conjunto, se pueden aparear para acelerar la floración del grupo, especialmente durante la temporada de verano.

Semillas de equinacea para tratar el herpes 1
IMPR2003/ISTOCK/THINKSTOCK

Los investigadores también observaron que por cada flor quemada, otras dos florecían tras los incendios. Además, el estudio demostró que la reproducción conjunta de estas flores también mejoró la eficiencia de la polinización en los nuevos especímenes.

La polinización es un proceso mediante el que las flores intercambian polen y es fundamental para la reproducción de, por ejemplo, semillas y diversos tipos de frutos. 

abejas
DANIEL PRUDEK VÍA SHUTTERSTOCK

Las semillas obtenidas de los nuevos especímenes fueron sembradas en otros terrenos y se demostró que la reproducción anual de la flor en la tierra nueva aumentó en un 88 por ciento. 

El equipo de investigadores estima que, además de la Echinacea, otras especies de plantas podrían tener la misma capacidad reproductiva si se encuentran en hábitats amenazados por incendios. 

¿Las plantas aman los incendios?

La Oficina de Administración de Tierra de Oregon reveló un documento en el que diversos investigadores detallan cómo la flora en la zona de Table Rocks se ha adaptado a los incendios para florecer nuevamente.

El árbol de chaparral es una de las especies que, tras un incendio, germina de la tierra con facilidad y no solo eso; también propicia nuevos brotes de una arbusto conocido como buckbrush. 

Que propiedades tiene el chaparral 1
GERDZHIKOV/ISTOCK/THINKSTOCK

Las piscinas vernales, que son estanques estacionales de agua que almacenan diversos tipos de plantas, también reaccionan positivamente a los incendios. 

La presencia de flora en estos estanques permite que las plantas almacenen nutrientes en el suelo para que las nuevas semillas que se produzcan se escarifiquen, es decir, que tarden menos en germinar. 

estanque vernal
JEFF HOLCOMB VÍA SHUTTERSTOCK

Si hay alguna posibilidad de que el ADN de la ‘flor de cono púrpura’ y el árbol de chaparral pueda implantarse en otras especies, quizá habría posibilidades de combatir de mejor manera los incendios forestales. ¿No lo crees?

Vía VIX

Deja tus comentarios:

Lost Password