Negacionismo del Holocausto: ¿Por qué aún hay personas que creen que el holocausto no sucedió?

Uncategorized

Por Isabel Valenzuela

Aprendemos de historia según nos las muestran los libros, ya que la mayoría de los hechos importantes ocurrió antes de la existencia de la fotografía, videos e incluso testimonios claros de sus protagonistas.

En el caso del Holocausto que sufrió el pueblo judío, gitano y otras minorías por parte del régimen Nazi, la historia se basa en pruebas claras que van desde las ciencias duras a las humanas (registros oseos, biológicos, geográficos, históricos, literarios, etc.) y que están al alcance de cualquiera, pero igualmente existe un movimiento a nivel mundial que niega su existencia o que cree que las cosas ocurrieron de forma diferente a la del relato histórico, en una magnitud mucho menor.

El Negacionismo del Holocausto se da en diferentes partes del mundo en forma de una serie de teorías de conspiración que son fácilmente desacreditables, pero claro, eso no quita que miles de personas crean en ellas.

¿Por qué hay personas que niegan la existencia del Holocausto?

holocausto-resultados-google

GOOGLE

El ser humano tiene inherentemente la necesidad de cuestionarse, especialmente si se trata de temas de gran interés o que hayan provocado cambios fuertes, y tras la Segunda Guerra Mundial, el Holocausto se convirtió quizá en el hecho que más se estudia, lógicamente, por la complejísima naturaleza que lo caracteriza.

A diferencia de otros sucesos de los que no tenemos pruebas, el aprisionamiento y matanza sistemática de más de 10 millones de personas, especialmente judíos, pero también gitanos, testigos de Jehová, opositores alemanes a Hitler, afrodescendientes, homosexuales y personas con capacidades diferentes, entre otros, las pruebas están presentes en documentación y registros de casi todas las ramas científicas, evidencia física y el testimonio de quienes lo vivieron, ya san víctimas o victimarios.

Pese a las pruebas, quienes niegan el Holocausto lo hacen en base a las consecuencias que provocó, especialmente en Alemania mediante sanciones económicas y territoriales fuertes, el nacimiento del Estado de Israel y los cambios en el mapa de Europautilizando lo que, para ellos, es un hecho tan terrible que es imposible que haya ocurrido.

Para los negacionistas hubo un aprovechamiento de lo que ellos llaman «supuesto Holocausto» para validar causas que entregaron beneficios a ciertos grupos en desmedro de otros, por lo que creen que se trata todo de una gran exageración para beneficio de unos pocos.

Si bien el Negacionismo del Holocausto existió siempre y sus principales figuras publicaron libros y realizaron apariciones formando movimientos, no fue hasta la llegada de Internet que esta falsa ideología se transmitió al ciudadano común y corriente alimentado por las teorías de conspiración que suelen dar vueltas por la red.

El Negacionismo del Holocausto es considerado un movimiento peligroso, tanto que en países como Alemania, Austria, Francia, Bélgica y otras naciones más está prohibido, lo que alimenta aún más a quienes lo toman como una teoría de conspiración, ya que según ellos algo se quiere esconder.

La gente quiere una causa, quiere encontrar un sentido por el cual luchar y eso sumado a la profunda ignorancia que promueven factores racistas y antisemitas hace del Negacionismo del Holocausto una corriente a la que es fácil arrastrar personas incapaces de comprender el funcionamiento del pensamiento científico, el estudio de la historia y el discernimiento entre lo que es una teoría conspirativa de Internet y el trabajo académico y científico.

Vía VIX

Deja tus comentarios:

Lost Password