4 trucos infalibles para evitar subir de peso en el fin de semana

Artículos

Por Camila Mendoza

Llega el lunes por la mañana y ese pantalón de trabajo que tan suelto te quedaba el viernes ahora está más ajustado que nunca. ¿Habrá sido la falta de ejercicio? ¿Los 10 pedazos de pizza del sábado? ¿O el medio litro de helado de ayer a medianoche?

No es ninguna novedad que el fin de semana se presta para comer más de la cuenta -mucho más-. Según un estudio de la Universidad Cornell, muchas personas tienen tendencia a perder algo de peso en la semana y a luego recuperarlo en el fin de semana.

Que disfrutes de tu comida favorita está muy bien, pero lo que no está tan bien es la necesidad que tenemos de ir por el todo o el nada. Mantener el equilibrio durante el fin de semana puede volverse más difícil, pero todo esto puede ayudarte a que el lunes por la mañana ese pantalón se sienta igual:

Muévete también

caminata

OLEG TROINO VIA SHUTTERSTOCK

No dejes todo el ejercicio para la semana, recuerda que el sábado y el domingo son días en los que puedes hacer deporte. Un estudio de la Universidad de Carolina del Sur llegó a la conclusión de que dedicar al menos 20 minutos del día para movernos ya será efectivo para evitar subir de peso.

Reemplaza el auto por caminatas, sal a pasear, ¡hay tanto que puedes hacer!

Olvida eso de «voy a dormir todo el fin de semana»

dormir10

LENETSTAN VIA SHUTTERSTOCK

Muchas personas aprovechan el fin de semana para recuperar todas las horas de sueño que perdieron entre semana. Pero, según expertos, esto puede impactar gravemente en el ritmo circadiano del cuerpo, que es el que regula las hormonas del hambre tales como la leptina y la grelina. A este respecto, muchos estudios científicos han comprobado que el desequilibrio en estas hormonas puede provocar antojos por alimentos no tan saludables.

Lo mejor que puedes hacer para evitar tal desequilibrio es distribuir mejor las horas de sueño durante la semana para no tener que compensar nada el fin de semana. Además de eso, es importante que nunca te prives de un desayuno nutritivo.

Mímate (pero no en exceso)

helado10

SATA PRODUCTION VIA SHUTTERSTOCK

Desde el viernes por la tarde en el after office del trabajo donde hay cerveza gratis y sería un pecado no beber, hasta el domingo por la noche en que la única opción válida parece ser un delivery, te permites ese excesivo consumo calórico porque «es fin de semana».

Pero la realidad es que si te excedes durante 3 días de corrido es probable que el esfuerzo del resto de la semana sea totalmente en vano. Lo mejor es intentar mantener los mismos hábitos durante el fin de semana, y comer de lo que más te gusta pero nunca en exceso.

Escapa de las conductas compensatorias

comer30

ANASTASIIAS VIA SHUTTERSTOCK

Lo peor de todo es que a pesar de que durante el fin de semana comemos todo aquello que más nos gusta, cuando llega el lunes un sentimiento de culpa se apodera de nosotros y decidimos compensar eso privándonos de absolutamente todo. Pero esto tiene un efecto muy malo en el cuerpo y además no logrará revertir todo lo que comimos durante el fin de semana.

La mejor opción es mantener el equilibrio también durante el fin de semana para así no tener que acudir nunca a las compensaciones.

Es importante que no pierdas de vista que el papel principal del fin de semana es relajarse y descansar. Por eso, no tienes que ver esto como un régimen estricto, sino como una forma de hacer que tu descanso se vuelva más productivo y libre de culpas.

Vía VIX

Deja tus comentarios:

Lost Password